Música, Videos

Rock chicano: la cultura latina en el seno del imperio capitalista

Rock chicano. VoxBox.

Los años dorados del rock no hubiesen sido iguales, sin la influencia decisiva de los latinos en el corazón mismo del imperio capitalista. ¿No nos crees? Aquí una playlist con lo mejor de eso que se dio por llamar rock chicano.

Música.- ¿Cuál es el gentilicio por el que deberían de llamar a nuestros hermanos en Estados Unidos? Hay un todo un debate sobre eso, aunque no lo creas. Por lo general, si logras la ciudadanía o convertirte en alguien célebre, toman el gentilicio de tu país de origen, más el apelativo estadounidense: mexicano-estadounidense, cubano-estadounidense, etc. Pero esos son debates de nuestra propia gente, porque para los anales de la historia de EE. UU. simplemente nos llaman hispanos. Ya te hemos contado sobre ello.

Y es que americano debería de ser un gentilicio reconocido a nivel mundial para todos los habitantes de este continente tan rico en diversidad y cultura.

Pero por el momento olvidémonos de estas distinciones y pleitos políticos, porque no es lo importante en este post. Y antes que vayas a enojarte y pensar que por gusto mencionamos todo esto, no olvides que lo chicano hace alusión a lo mexicano-estadounidense, mientras que muchos miembros de las bandas que mencionaremos proceden de las más variadas nacionalidades. Así que, ¿no te parece que es problemático invisibilizar esos orígenes?

Además, aunque muchos hablan de rock chicano, ¿cómo englobamos toda esa mezcla de sonidos, sabores y cultura? Ya lo sabemos, son exquisiteces, pero ya ves que no fue fácil pensar en el titular para este post.

Esta breve lista es un homenaje a esos hermanos con raíces latinoamericanas, ya sea nacidos en el seno del imperio como hijos de inmigrantes o que nacieron en nuestros países y encontraron hueco en los oídos norteamericanos (y en el mundo… por qué no…). Su música se mezlcó y sofisticó, pero no perdió esa esencia tan nuestra, además que marcó un hito en ese terreno que fue tan fértil para los años dorados del rock and roll, la psicodelia, la rebeldía, y de todo aquello que era único y diferente, pero no pretencioso.

Ellos lo hicieron y la historia los absolvió.

La Bamba (1958), de Ritchie Valens

Es inevitable. No es precursor propiamente dicho, pero era necesario mencionarlo en este tributo: hizo bailar hasta a los sectores más racistas del país norteamericano.

Corazón de melón (1963), de Trini López

Hizo eco en su época, aunque los años no le han pagado como de verdad lo merece. Sin embargo, América Latina abrazó su éxito y creó escuelita que le ganó la posteridad en nuestros corazones.

Black Magic Woman (1970), de Carlos Santana

Hay personas a quienes se les eriza la piel con solo escuchar el inicio. A ellos va dedicada esta obra de arte.

Guajira (1974), de Carlos Santana

Mencionar a Santana y no incluir este éxito era olvidar el propósito del post: recordar que lo latino puede dar golpe.

Europa (1976), de Carlos Santana

Vaya, como tenemos lectores sofisticados, para ellos va una pieza de puro deguste musical y relajación. ¡Hey! Es muy temprano para buscar bebidas recreativas.

Viva tirado (1970), de El Chicano

Esta canción va in crescendo, pero sin dejar de relajarte. Podrás sentir cómo te llenas de energía latina.

Tell Her She’s Lovely (1973), de El Chicano

Derroche instrumental. América Latina extraña con toda seguridad esos tiempos.

Woman (1971), de Barrabás

Sí, no son radicados en EE. UU., ya sabemos. Pero ¿cómo olvidar el tremendo aporte de estos hermanos españoles?

Wild Safari (1971), de Barrabás

Y como somos caprichosos, añadiremos este segundo éxito, de los tantos que tuvieron y que nos tocó dejar fuera de este tributo.

Suavecito (1972), de Malo

¿Cómo podían faltar? ¡Vamos! Si estás en la oficina basta con que bailes en un solo ladrillo. Es perfecta.

Café (1972), de Malo

Y para dejarte con más ganas de buscar su música, te dejamos este segundo sencillo.

Can’t Make It (1974), de Sapo

Esta es una de esas canciones que te hacen sentir que todo está en su lugar: un placer auditivo en lo instrumental y vocal.

Ritmo del corazón (1974), de Sapo

¿No te dan ganas de bailar? Nosotros en la Redacción de VoxBox nos dejamos llevar un rato por estos ritmos tan exóticos y tan nuestros. ¿Qué opinas?

Watcha Gonna Do (1973), de Azteca

Conocemos testimonios de gente que recuerda con mucha nostalgia esta bella pieza. Les evoca un mundo menos hostil (bueno… salvando las distancias propias de la época) con los hermanos latinos.

Someday We’ll Get By (1973), de Azteca

Una fusión de ritmos latinos demasiado bien lograda como para no mencionarla.

We Belong Together (1987), de Los Lobos

¡Ya lo sabemos! La original es de Ritchie Valens. Pero, ¿no te parece que esta versión vale la pena escucharla?

Canción del Mariachi (1995), de Los Lobos

Bueno, bueno, nos pasamos por varias décadas. Pero queríamos que vieras que hay tributos relativamente recientes al género. ¡Disfruta!

Ya sabemos que se nos escaparon muchas en esta lista, pero tú tienes la última palabra. Cuéntanos, ¿qué otras merecen ser recordadas?

VoxBox.-

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *