Historia

En la escuela nos enseñaron que no había nada más aburrido que la historia. Nada más lejos de la realidad: siempre hubo personajes y hechos que la hicieron macabra, feliz o simplemente graciosa. Descubrámoslos: