Detalles

La justicia dio un paso atrás en El Salvador

Justicia. VoxBox.

La justicia volvió a perder un caso en Centroamérica, en El Salvador, en el triángulo norte y quizás en el mundo.

Detalles.- Hace unos días, los medios salvadoreños daban cuenta de cómo un testigo criteriado informaba que los dos partidos políticos más grandes habrían ofrecido dinero a estos grupos terroristas. El testigo en cuestión era miembro de una de las grandes pandillas que azotan la seguridad de El Salvador.

Gracias a esta tregua con el Estado, las pandillas cobraron más fuerza y se han convertido en una especie de poder político, con capacidad de negociación. La tregua no hizo más que legitimar a esos grupos que nunca debieron existir.

A todas luces mediáticas, el caso estaba decidido: Raúl Mijango, Nelson Rauda, exdirector de Centros Penales y 18 personas más serían fácilmente procesados.

La Fiscalía General de la República del pequeño país del centro de América había solicitado penas máximas para los implicados.

Pero no sucedió. El poder judicial decidió que no había pruebas suficientes.

Los argumentos del juzgador fueron que la Fiscalía no logró acreditar la introducción de más de 1,000 (MIL) teléfonos celulares a los centros penales, y que la vigilancia de qué ingresaba o no a los recintos penitenciarios correspondía al ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés, y no al director e inspector de Centros Penales, Nelson Rauda y Anilber Rodríguez.

Básicamente un tecnicismo

“Se determina que el presidente de la República [ahora expresidente Mauricio Funes] y el ministro [ahora exministro de Seguridad] fueron solidarios en los hechos”, remarcó en la lectura del fallo.

Ni el expresidente (que actualmente se encuentra en Nicaragua en calidad de asilado) ni el exministro de Seguridad están siendo procesados. O sea: el caso caerá en la nada.

Quizás sea hora para que los centroamericanos despertemos del sueño utópico de ver algún día a la justicia haciendo justicia.

Quizás la justicia no funciona igual en los países eternamente en vías de desarrollo.

En fin.

VoxBox.-

Previous ArticleNext Article

1 Comment

  1. Pingback: VoxBox

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *