Now Reading
Los inesperados riesgos de fingir orgasmos

Los inesperados riesgos de fingir orgasmos

Fingir orgasmos no es una buena forma de vivir la vida: te priva de muchos beneficios y arruina el sexo para todos los participantes.

Detalles.- Es en especial importante que las mujeres hablen si el clímax es un problema, dice un estudio de 2005. Menos de una tercera parte de las mujeres experimentan orgasmos durante el coito.

Fingir puede ser bueno para el ego de tu pareja en el momento, pero a la larga, los terapeutas sexuales dicen que ambos pierden. Presentamos seis razones por las cuales hay que dejar de fingir satisfacción sexual.

Pierdes beneficios para la salud

“El orgasmo activa neuroquímicos beneficiosos como dopamina, vasopresina, endorfinas y oxitocina. Estos neuroquímicos proporcionan muchos beneficios emocionales y físicos, incluyendo un mejor sueño, alivio temporal del dolor, disminución de ansiedad, fortalece la inmunidad, mejora la concentración, proporciona bienestar general y un sentimiento de euforia. Si finges los orgasmos, pierdes estos beneficios”, afirma Kimberly ResnickAnderson, terapeuta sexual en Los Ángeles, California.

Fingir arruina el sexo para todos los demás

“¡No puedo contar la cantidad de hombres que me dicen que después de dormir con alrededor de 30 mujeres, ‘ninguna necesitó 20 minutos de estímulo del clítoris!’. Obviamente que esto significa que muchas mujeres fingen, porque la mayoría de las mujeres necesitan cerca de 20 minutos de relajación total del cuerpo y mucha estimulación del clítoris. La pornografía hace creer a los hombres que el sexo para la mujer depende del tamaño, la dureza o la duración del coito, pero esto no es cierto. Todo depende de la estimulación del clítoris. Las mujeres tienen que decir lo que necesitan, exigirlo y cambiar su vida sexual. Así es como se cambian las expectativas de los hombres”, añade Laurie Watson, terapeuta sexual, autora de Redescubriendo el sexo: como revivir el deseo y sanar un matrimonio sin sexo.

Tu pareja lo seguirá haciendo mal una y otra vez

“Una parte importante del sexo es el descubrimiento y la exploración de lo que nos gusta, y de lo que disfruta tu pareja y lo que necesita para recibir placer. Cuando tenemos un orgasmo verdadero, le mostramos a nuestra pareja lo que nos ‘funciona’. Una pareja que está conectada y prestando atención puede absorber esa información, y seguir aprendiendo la técnica y los movimientos que cree que te llevaron al orgasmo. Mucha gente cree que ‘tardar demasiado’ o tener un ‘orgasmo difícil’ es lo peor que le puede pasar. Yo creo que hay que tomarse su tiempo y explorar el orgasmo, y permitir que tu pareja te acompañe. Una hora para tratar y explorar cosas que te hacen sentir bien, incluso sin orgasmo, puede ser beneficioso”, nos dice Elizabeth McGrath, terapeuta sexual y educadora que trabaja en la zona de la Bahía.

Fingir es deshonesto

“Tu pareja puede descubrir que estás fingiendo. La manera en que eso afecte su ego dependerá de la forma en que responda al hecho de que básicamente le has estado mintiendo. Si en el momento puede resultar agradable para ellos pensar que te están satisfaciendo, tu relación sexual se está construyendo en una mentira fundamental. Francamente es muy probable que se den cuenta, nadie es tan buen actor. Tal vez agradezcan la intención, pero es mucho más satisfactorio sentir cuando alguien tiene un orgasmo real”, afirma Tammy Nelson, terapeuta sexual y autora de Obtén el sexo que deseas y La nueva monogamia.

See Also

Y mentir una y otra vez sólo lleva a la rutina sexual

“Puesto fácil, los orgasmos son grandiosos y te motivan a querer más sexo. Cuando no tienes orgasmos, el sexo se vuelve mediocre y frustrante, y desincentiva el sexo. Sin darte cuenta, terminas en una rutina sexual. Cuando tienes orgasmos con tu pareja lo que significa es que estás relajada, presente sexualmente, eróticamente estimulada en tu cuerpo y conectada con tu pareja. Cuando finges, no eres nada de esto”, aconseja Ian Kener, terapeuta sexual y autor del superventas del New York Times Ella primero: la guía del hombre pensante para satisfacer a una mujer.

A final del día, o de la noche, tu placer importa

“Cuando finges un orgasmo, el mensaje que mandas es que tu placer no es importante, o que es demasiada carga para otro. No solo te robas la oportunidad de sentir placer, también le robas a tu pareja la oportunidad de hacerte sentir placer, de aprender más de ti. Pierdes la intimidad y el vínculo que solo los orgasmos pueden crear”, reflexiona Moushumi Ghose, terapeuta sexual y autora de Posturas sexuales clásicas reinventadas.

VoxBox.-

What's Your Reaction?
Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

© 2019 VoxBox, Todos los derechos reservados.   Contáctanos: info@voxboxmag.com
Scroll To Top