Cultura

No, yo no canto el himno

Himno. VoxBox.

“País mío no existes

sólo eres una mala silueta mía

una palabra que le creí al enemigo”, Roque Dalton.

Cultura.- Y es que pueden decir lo que quieran, pero no, no voy a cantar el himno ni me pondré la mano en el pecho ni me sentiré patriótico y tengo mis razones.

¿Cómo voy a sentirme patriótico si mi patria no existe? Y si existe, me niega y no solo me niega a mi, sino a miles (millones) de salvadoreños más. No solo nos niega, nos ignora, nos ningunea, nos ve de menos, nos escupe en la cara día a día. Nos dice: “vos no sos de acá, andate al norte, allá sí me servís”. Y aún así, allá también nos desproteje y nos deja a la deriva.

¿Cómo quieren que cante el himno con ahínco, si esta patria, muerta, me separó de mis dos hermanos y ha dejado a la deriva a miles de familias? Es que esta no es patria. Tampoco es mi patria ni voy a cantar el himno porque acá, donde hijos suyos podemos llamarnos, mueren decenas de personas al día y nadie investiga nada.

Fuera mi patria si en su manto envolviera a todos y todas, sin excepción, sin distinguir raza, color, sexo u orientación sexual. Fuera mi patria si protegiera tanto a hombres como a mujeres, a niños y niñas, a los jóvenes, a la gente de la tercera edad. Pero no lo hace y por lo tanto la niego y la rechazo vilmente.

No sos mi patria y no cantaré tu himno, porque no protegés a las mujeres, porque es más culposo abortar por salvar a la vida de una madre que robarse millones. Porque ser joven es un delito grave. No, no sos mi patria. Porque vale más un apellido rimbombante que un título universitario o la experiencia de saber algo.

En fin, no cantaré el himno.

Me niego a cantarlo y a ponerme la mano en el pecho. Me niego porque la patria en la que vivo es corrupta, mal educada, violenta, energúmena, violadora, abusadora, explotadora, racista, homofóbica, clasista y todos los adjetivos negativos que se vengan a la mente.

Y por muchos cantos de alegría y esperanza que me pongan, no pueden ocultarlo, porque la verdad no se oculta con un dedo.

VoxBox.-

Artículo previoSiguiente artículo
Licenciado en Comunicación Social, egresado de la maestría en Ciencia Política, catedrático en la UDB y trabajo en un proyecto de jóvenes talento en la Matías. Me gustan los deportes, mis favoritos son el squash y el ciclismo de montaña. Amante de la literatura y el cine.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *