Los actores porno más buscados de todos los tiempos

Actores porno más buscados. VoxBox.

Sexualidad.- Bueno ya, después de nuestra lista de las estrellas del cine para adultos más buscadas, prometimos no seguir con las listas… pero si hicimos una de actrices, habría que hacer una de los actores porno más buscados de todos los tiempos, ¿no?

Esta vez, la lista no la sacamos del portal de cine para adultos más grande para el mundo (ustedes ya saben cuál es), sino de nuestros amigos de Fotogramas.

Estos son los actores porno más buscados de todos los tiempos

Rocco Siffredi

Primero como actor, y después como director y productor, el semental italiano ha sido toda una estrella del cine para adultos, con 690 películas a sus espaldas.

Evan Stone

Sus 52 años de edad no son impedimento para que Evan Stone siga rodando películas a un ritmo de vértigo. Son más de 1,800 películas las que ha grabado este actor incansable, entre las que destaca una parodia de Piratas del Caribe.

Nacho Vidal

Es el actor porno más popular de España, y toda una estrella a nivel mundial. Tiene 43 años y cuenta con más de 500 películas en su filmografía. En octubre del año pasado, denunció a un médico en Bogotá por abuso sexual.

James Deen

Pese a su corta edad, 30 años, ya ha aparecido en más de 2,000 escenas y prácticamente ha rodado una al día durante los últimos 10 años.

Johnny Sins

Lleva 10 años en el mundo del porno, y ya ha rodado más de 500 películas. Quizás una de las caras más conocidas del porno mainstream. Apodado por los ciudadanos de la República de Internet como “el pelón de Brazzers”.

Manuel Ferrara

Manuel Ferrara destaca por ser el actor que más premios ha recibido en el mundo del porno. Comenzó a hacer porno de la mano de Rocco Siffredi.

Lexington Steele

Su fama está avalada por haber ganado tres veces seguidas el premio AVN a mejor actor. Es dueño de su propia productora de cine para adultos.

Tommy Gunn

Uno de los primeros en grabar una película porno en 3D, en 2009, y también ha probado suerte en el mundo de la moda, con su propia línea de ropa interior.

Derrick Pierce

De descendencia francesa e italiana, este americano de 42 años se introdujo en el cine porno a los 31 años, pero desde entonces no ha perdido el tiempo: lleva casi mil películas. (Imagen de arriba. De nada).

Xander Corvus

Con solo 28 años, ya ha sido reconocido con todo tipo de galardones (ya en su primer año ganó dos premios), y ha participado en más de 500 películas.

VoxBox.-

Las estrellas del cine para adultos más buscadas de 2017

Estrellas del cine para adultos. VoxBox.

Sexualidad.- Al final de cada año, las revistas solemos ponernos pesadas con tanta lista: de libros, de música, de películas y series… Pero esta sí es importante: estas son las estrellas del cine para adultos más buscadas en 2017, según el sitio Pornhub.

El portal número uno en entretenimiento para adultos lanzó el listado de las estrellas porno más solicitadas del 2017, todas en la cima de la fama gracias a los amantes del cine erótico.

Van sin foto para que puedas disfrutarla desde el trabajo y sin miedo a que te atrapen:

August Ames

Esta actriz porno canadiense, de 23 años, se suicidó el 5 de diciembre pasado.

Mia Khalifa

Es exactriz porno y celebridad libanesa, pero sus videos aún son de los más populares. Tanta es su popularidad, que en 2016 circuló una petición para que Khalifa fuera la futura embajadora de Arabia Saudita.

Riley Reid

Antes de dedicarse al cine porno trabajó como striper. Comenzó su carrera a los 19 años, en el 2011, utilizando inicialmente el nombre artístico de Paige Riley. Hoy, ha participado en más de 570 películas.

Moriah Mills

En Instagram ha vuelto locos a todos con sus videos de twerking. Es todo lo que podemos decir.

Nicole Aniston

Actriz porno y modelo estadounidense desde 2010. Ha aparecido en 715 videos realizados en Pornhub.

Brandi Love

Es también una empresaria estadounidense. Debutó en 2006, a los 33 años de edad, pero antes trabajó en Burger King. MILF por excelencia, solo superada por la siguiente en la lista (servicio a la comunidad: Brandi Love es la actriz que aparece de vestido rosado en la imagen de arriba. De nada).

Lisa Ann

Productora, directora y actriz retirada del cine porno, catalogada como una de las mejores del mundo. Con 2,379 videos encaminó su carrera.

Alexis Texas

Inició en la industria pornográfica en 2006, con 21 años de edad. Actualmente es una de las más reconocidas, con mil 661 videos en PornHub.

Madison Ivy

En 2007, a los 18 años de edad, comenzó a trabajar como stripper en un club. Fue en esa etapa cuando conoció a la entonces actriz porno Aurora Snow, quien la animó a entrar en la industria pornográfica.

Lana Rhoades

Antes de ingresar al mundo del porno fue camarera en la cadena de restaurantes The Tilted Kilt.

Está nominada a varios premios y ganadora en 2017 del Premio Stella Cox’s Favorite Stalker y World’s Hottest Lesbian.

Kimmy Granger

Todo lo que sabe lo aprendió de su madre, que en su juventud fue stripper y modelo erótica en revistas para adultos.

El apellido de su nombre artístico es un homenaje al personaje de Hermione Granger, de la saga de Harry Potter.

Dillion Harper

Algunos mal pensados la comparan con la youtuber mexicana Yuya. Comenzó en la industria porno en 2012, a los 18 años de edad, pero también es modelo de lencería.

VoxBox.-

¿Hombres multiorgásmicos? Sí, es completamente posible

Multiorgásmicos. VoxBox.

Sexualidad.- La sexualidad humana siempre ha sido un tema bastante complejo, incluso si quitásemos toda la suciedad de la moral de turno y el purismo imberbe: el tema es biológica y psicológicamente extenso.

Uno de los temas por exponer es el de la capacidad de los seres humanos a presentar varios orgasmos durante la actividad sexual.

Se ha expuesto que las mujeres son multiorgásmicas debido al poco tiempo de refracción que posee su órgano femenino. La situación cambia con los hombres, siendo menos estudiados.

De hecho, siempre que se habla de orgasmos múltiples, pensamos que solo las mujeres son capaces de alcanzarlos, pero el hombre puede eyacular varias veces durante el coito sin perder la erección.

Por ejemplo, la mayoría de los adolescentes pueden tener su segundo orgasmo inmediatamente después del primero, y un tercio de los jóvenes pueden tener cinco orgasmos uno detrás del otro. Igualmente los hombres, en la década de los 30 años, también pueden tener los mismos resultados. Algunos pueden llegar al orgasmo sin eyacular y, por tanto, sin perder la erección.

Estudios realizados en EE. UU. en los años ochenta, por el doctor William Hartarm y su colega Marilyn Fithian, revelaron la existencia de esta capacidad masculina. Con su máquina medidora de orgasmos, descubrieron que el 12 %, del total de los 282 voluntarios investigados, eran multiorgásmicos, al igual que las mujeres. Estos hombres disfrutaron de una media de entre tres y cinco orgasmos antes de eyacular.

S=EX²

El científico catalán, Pere Estupinyà, en su libro de 2013, S=EX², hace un apartado en el que confiesa descubrir su potencial como multiorgásmico, narrando el momento en el que se adentró en la tradición india del tantra o tantrismo

Las relaciones que deciden aplicar el método tántrico en sus vidas tienen sesiones de sexo duraderas, de alrededor de dos horas o más. Su objetivo o finalidad no es tener muchos orgasmos, sino ir acumulando esta energía sexual, prolongando el momento para que, si deciden llegar al clímax final, este tenga mucho poder y sea una especie de liberación. Cuando deciden no culminar, la energía se esparce por el cuerpo, dejando una sensación de gran vitalidad.

¿Esto qué tiene que ver con ser hombres multiorgásmicos?

Esta energía contenida se mantiene de manera intensa justo antes de sentir el orgasmo, y lo que no saben los hombres es que, posiblemente, ya sean multiorgásmicos.

Esto se nota en lo que el escritor se refiere a “el punto de no retorno”, que es cuando los hombres alcanzan un nivel máximo de sensibilidad genital y se siente muy cercano el orgasmo, por más de que se trate de evitar: ese es el momento clave.

Por más de que se inventen artimañas como pensar en otras cosas, es algo casi inevitable. Lo que se propone es aprender a controlar los músculos pélvicos que son responsables de la eyaculación.

Una sugerencia es enfocar la energía sexual en el resto del cuerpo y no en los genitales. Los orgasmos que no tienen eyaculación son menos intensos, el cuerpo queda en un estado de mayor sensibilidad y la erección no se pierde ni merma, se sigue como renovando y el orgasmo final se experimenta con más intensidad y placer.

¿Has tenido alguna experiencia parecida?

VoxBox.-

Narraciones Swingers: ¿Nos perdonará la sociedad?

Swingers. VoxBox.

Esta primera entrega servirá para presentar y delimitar una serie de artículos que girarán en torno al amor, al sexo y en cómo se vive y disfruta la sexualidad en la vida swinger, en una sociedad tan conservadora.

Sexualidad.- Me llamo Judith y me encanta el sexo. La verdad, yo podría ser cualquier mujer de las urbes centroamericanas. Solo que por haber nacido precisamente en esta región es complicado hablar de sexo abiertamente. A esta edad en la que transito una debe ser recatada, decente y sobre todo conservadora. ¡Ay de nosotras!, las que decimos que disfrutamos de la sexualidad, especialmente si se tiene más de 40 años.

Que nos perdone Dios, porque la sociedad no puede

Para el resto de seres humanos somos putas. Los hombres lo tienen más fácil. Se nos enseñó que ellos sí pueden ejercer la sexualidad cuando y con quienes quieran. Si es con más de una mujer, mejor. Machos.

Pero créanlo o no, soy más curiosa que puta. Cuento con una ventaja que no todas tienen, y es la de contar con un marido que me acompaña en las más inverosímiles aventuras sexuales. Sí, también él es curioso. Porque al final, la naturaleza humana se conoce y se aprecia mejor desde el sexo.

Terminada la presentación, pasemos a lo que nos toca…

Esta primera entrega servirá para delimitar una serie de notas que girarán alrededor del amor, el sexo y la sexualidad en la vida swinger.

Hablar sobre una relación swinger, donde mi esposo y yo podemos compartir la sexualidad con otras personas, se dice fácil, pero ha sido un proceso lento y de autoconocimiento para ambos. También ha sido un proceso lleno de amor, aunque muchos no estén de acuerdo. Debemos tener claro que vivir este estilo de vida NO es lo mismo que tener una relación abierta.

No es simplemente que ambos seamos calientes y pervertidos, sino que llegamos a la conclusión, cada quien por su lado, de que no le pertenecemos a nadie y que la “fidelidad sexual” es una forma de control social, que aunque sí sirve en algunos casos, no determina el compromiso, ni la lealtad entre una pareja.

En algún momento de nuestros 15 años de matrimonio nos dimos la oportunidad de compartir estas opiniones poco correctas. Fue maravilloso que ninguno se escandalizó, que no nos juzgamos.

En más de 5 años de practicar la vida swinger nos hemos encontrado de todo y hemos tenido experiencias gratas y no tan gratas, dentro y fuera de la cama.

No se asusten, no andamos por ahí quebrando matrimonios, no. No es ese el propósito de una vida libre. Lo que sí ha pasado es que hemos aprendido a leer a las personas que simplemente quieren aventuras y ser infieles (porque existen esos infieles patológicos), y que nada saben de este estilo de vida.

También hay por ahí mujeres que dicen estar en este ambiente con el único objetivo de andar cuidando al marido, porque saben que de todos modos les serán infieles.

El amor entre las personas que nos denominamos swingers es profundo y lleno de compromiso. Se basa en el respeto y predomina la opinión femenina, pues somos más vulnerables en general.

El sexo se vive con responsabilidad y el uso de métodos anticonceptivos de barrera es indiscutible. La sexualidad se vive de manera plena y sin ataduras.

¿Eso qué quiere decir? Sencillo. Los adultos que optamos por una vida así, tenemos la suficiente madurez como para decir: “Con esta pareja o esta persona sí queremos tener un encuentro sexual. Con estos otros, no”.

En nuestra región esta práctica es un tabú (como casi todo lo que tiene que ver con sexualidad), pero les aseguro que se trata de una experiencia divertida. Aunque tampoco confundan que estoy intentando convencer a nadie. He conocido también personas a quienes no les llama la atención ni les interesa, y están seguros de que no lo disfrutarían. Eso está bien, de eso se trata esto: de conocer qué nos gusta y qué no.

Durante varias semanas estaré contándoles no solo experiencias, sino además descubrimientos que hemos ido encontrando con mi marido.

Besos.

VoxBox.-