Detalles

Crisis en Honduras: la violencia política y el hastío social

Crisis en Honduras. VoxBox.

Detalles.- La crisis en Honduras no ha hecho sino comenzar. Para quienes todavía no entienden muy bien qué está sucediendo en el hermano país de Centroamérica, aquí les resumimos las ideas más importantes.

¿Reelección?

La Constitución de Honduras prohíbe la reelección presidencial, pero Hernández pudo postularse a un segundo mandato gracias a un polémico fallo de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, que le dio el visto bueno.

Detractores del presidente lo acusan de haber tomado control del máximo tribunal, colocando a sus aliados para obtener fallos a su favor.

De acuerdo con EcoDiario, el sociólogo e investigador de la Universidad Nacional Eugenio Sosa considera que un foco de la tensión en Honduras ha sido “la imposición finalmente de la reelección, sellada por un Tribunal Supremo Electoral (TSE), en el cual amplísimos sectores sociales no creen”.

Sospecha de fraude y el inicio de la crisis en Honduras

El presidente Juan Orlando Hernández ya se da por victorioso.

El recuento del TSE estableció que Hernández obtuvo el 42.98 % de los sufragios, y su rival, Salvador Nasralla, el 41.39 %, una diferencia de 52,347 votos a favor del presidente.

Pero los seguidores de Nasralla insisten en sus denuncias de fraude y se niegan a reconocer el resultado.

El lento recuento se vio salpicado por fallos en el sistema de transmisión de datos y la ventaja inicial de Nasralla fue enjugada por el presidente, a medida que avanzó el escrutinio.

Pero los temores de fraude vienen desde la elección pasada, en 2013, cuando Hernández venció a Xiomara Castro, esposa de Zelaya, gracias al control del TSE por parte de Hernández.

En las recientes elecciones, la lentitud del conteo ha ayudado a incrementar las sospechas de fraude.

La alianza opositora ha denunciado que el TSE manipuló actas electorales para favorecer a Hernández, y señala que más de 5,000 actas fueron alteradas durante sucesivos cortes en el sistema de cómputo registrados el miércoles pasado.

Salvador Nasralla, principal contendiente en estas elecciones, dijo a la AFP que no podrá “aceptar nunca” los resultados que divulgó el Tribunal Supremo Electoral (TSE), porque “no son oficiales ni definitivos”, y reclamó revisar 5,173 actas, en las cuales asegura que estuvo el “fraude”.

A su vez, el presidente Hernández llamó a respetar la fase de impugnaciones tras el recuento de votos, y mostró su “profundo pesar” por las acciones de violencia registradas en los últimos días.

Revisión de impugnaciones

El TSE anunció que ahora comenzará el proceso de revisión de las impugnaciones.

La ley establece que las impugnaciones deben realizarse antes de que pasen diez días desde que se celebran los comicios, por lo que el plazo vencería el próximo miércoles.

A partir de esa fecha, se abre un plazo de 20 días en el que el TSE debería preparar la declaración oficial a publicar en La Gaceta, diario oficial del Estado.

Pero la misión de observación electoral de la Unión Europea (UE) ya se ha mostrado en contra de tanta premura.

La jefa de la misión europea, Marisa Matías, advirtió en una rueda de prensa en Tegucigalpa: “Dado lo largo del proceso, hay que tener flexibilidad para que los partidos puedan presentar impugnaciones”.

Matías añadió: “No nos parece normal que solo tengan dos días”.

Los observadores de la UE se mostraron en contra de que “se hagan declaraciones de ganadores, mientras no se termine el proceso”.

Movilización ciudadana

Las más que comprensibles sospechas de fraude provocaron amplias movilizaciones de opositores a Hernández, que la semana pasada derivaron en violentos choques con la policía, que dejaron al menos una joven muerta, y saqueos de negocios en varias ciudades del país.

El gobierno respondió decretando estado de sitio el viernes, incluyendo un toque de queda nocturno.

Las protestas son el reflejo de una ciudadanía movilizada que desconoce al presidente como ganador.

Algunas de ellas se tornaron violentas, y se produjeron enfrentamientos que provocaron varios muertos y decenas de heridos.

La crisis en Honduras es un reflejo más del hastío social contra los eternos gobernantes de nuestros pueblos empobrecidos por la corrupción. Honduras, muy digna, denuncia en las calles el fraude.

Esperemos no quede en la impunidad.

VoxBox.-

Previous ArticleNext Article

2 Comments

  1. Pingback: VoxBox
  2. Pingback: VoxBox

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *