Tecnología

Con 17 años ganó un concurso de Google… en África

Gbah acaba de ganar el concurso de programación Google Code-in. Google Code-in es un concurso de programación de Google destinado a los jóvenes entre 13 y 17 años.

Tecnología.- ¿Te imaginas viviendo sin internet? No. Nosotros tampoco. Pero hay lugares en África y Asia en donde los gobiernos cortan Internet a comunidades enteras para acallar sus quejas.

Nji Collins Gbah tiene 17 años y vive en una de esas comunidades. El gobierno de Camerún ha cortado internet en su ciudad natal, Bamenda, para ocultar la insatisfacción de sus más de 500,000 habitantes.

¿Y qué tiene eso de importante?

Pues verás, Gbah acaba de ganar el concurso de programación Google Code-in. Google Code-in es un concurso de programación de Google destinado a los jóvenes entre 13 y 17 años. En la edición de 2016 se presentaron más de 1,300 programadores de 62 países, y Nji Collins resultó ganador en una de las categorías.

Nji tuvo que superar con éxito 20 tareas de programación, divididas en cinco grupos diferentes. Justo un día después de completar las pruebas la ciudad en donde vive, Bamenda, se quedó sin Internet. Aunque el gobierno lo niega, informadores independientes aseguran que cortar internet para acallar las críticas políticas es una táctica habitual en Camerún.

El país africano aún sangra por las heridas sufridas durante la colonización francesa e inglesa. Aunque el inglés es un idioma oficial en Camerún, el gobierno francófono impone numerosas trabas a su uso, lo que ha originado protestas y manifestaciones en las regiones North West y South West, de mayoría inglesa. De hecho, la escuela de Nji Collins ha cerrado por los disturbios.

Sin escuela y sin internet, el joven ganador del concurso Google Code-in ha tenido que tomar una difícil decisión: abandonar a su familia e irse a vivir con su primo a la capital de Camerún, Yaundé, en donde sí es posible conectarse a internet.

Como ganador del concurso Google Code-in, ha sido invitado por Google a visitar la sede central en Mountain View (Estados Unidos) y participar en una charla con ingenieros y coders de la compañía. “Ójala algún día pueda trabajar allí, si es posible”, confiesa a la BBC.

“Estaba ansioso. Tenía que encontrar la forma de convertir mi nerviosismo en creatividad y diversión”, explica Gbah en el blog del concurso. “Decidí participar con OpenMRS, porque la idea de escribir códigos para salvar vidas me parecía totalmente increíble. Quería ser parte de esto”, añade.

Tras la restricción gubernamental, Gbah ha tenido que marcharse a Yaundé, la capital de Camerún, donde ahora vive con familiares lejanos. Unos 370 kilómetros separan ahora al programador de su hogar, y todo para poder acceder a una línea de internet que le permita seguir estudiando.

Naciones Unidas ha considerado el apagón como “una violación atroz” contra la libertad de expresión. Las protestas han llegado a la calle, pero el gobierno asegura que no han tenido nada que ver con esto.

Ninguna autoridad de Camerún ha felicitado aún a Gbah  por haber sido el primer africano en ganar este concurso. Aun así, el empresario camerunés Kenneth Ngah ha dicho que se trata de “una gran noticia” y que, gracias al joven, “muchos aficionados de la tecnología pueden inspirarse para entrar en ella y hacer avanzar al país”.

Ahora, espera poder terminar la escuela e ir a la universidad. Pero antes tendrá que disfrutar de su premio: Nji pasará cuatro días en junio en la sede del gigante tecnológico de Silicon Valley, reuniéndose con sus mejores ingenieros y conociendo mejor a una de las empresas más exitosas del mundo… si Donald Trump se lo permite.

VoxBox.-

Artículo previoSiguiente artículo
Antisistematizar es una forma de vida, es ir en contra del sistema, rompiendo moldes y atreviéndonos a hablar de temas que nos importan, como la política, la sexualidad, la cultura, la música y todo aquello que nos libera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *